En España se desperdiciaron 12 millones de MWh por residuos en 2011